Herbies

¿Cuántos gramos de hierba puedes sacar a una planta de marihuana?

cuanta marihuana se le puede sacar a una sola planta

Hay dos objetivos importantes para todo cultivador de cannabis. Obviamente, la calidad de las plantas es una de ellas. Sin embargo, la cantidad de rendimientos también es otra meta importantísima. ¿Pero cuantos gramos de hierba es capaz de producir una sola planta? Esa es una pregunta con una respuesta bien extensa. De hecho, hay muchas variables que pueden llegar a afectar la cantidad de cogollos que una planta puede producir.

 

1. Rendimientos del cannabis
2. Los factores que afectan tus rendimientos

2.1. En interior vs. en exterior
2.2. Medio de cultivo
2.3. Los nutrientes correctos
2.4. El mejor tipo de iluminación
2.5. Número de plantas
2.6. Saber escoger las genéticas
2.7. Control climático
2.8. Las habilidades del cultivador

3. Las técnicas de entrenamiento
4. Cannabis seco y mojado

 

Rendimientos del cannabis: ¿qué dice la báscula?

No existe una regla general sobre cuanta marihuana se le puede sacar a una sola planta. La cantidad de marihuana que un cultivador de interiores en una bodega de Colorado puede obtener por planta nunca será la misma a la de un cultivador de exterior ubicado bajo el sol de California. De hecho, aunque esos cultivadores cultivan exactamente la misma variedad de marihuana pueden obtener resultados completamente diferentes en términos de la cantidad cosechada por planta. Una larga lista de factores puede afectar los rendimientos de una planta, y no todos ellos de una manera positiva. Sin embargo, si logras identificar cuáles son estos factores, podrás entender de una mejor manera cómo es que cada uno de ellos afecta el peso total de una planta de marihuana. Los cultivadores expertos son diestros en este temas, ya que saben como usar estas variables para cultivar cogollos masivos.

Variedades de cannabis más productivasLEER

Descubre los factores que afectan tus rendimientos

Si un cultivador no mantiene un control continuo de algunas de las variables más importantes en el cultivo de marihuana, las consecuencias afectarán directamente los rendimientos por cosechar. Si tu cosecha no consolida el peso que esperabas, esto se puede traducir en una perdida de dinero en luces, nutrientes y herramientas de cultivo que posiblemente habrás usado de forma inadecuada.

Cultivando en interiores vs. exteriores

planta de marihuana

Una de las primeras preguntas que todo cultivador se hace a si mismo es: ¿En dónde cultivar: en interior o en exterior? Cada técnica tiene sus propias ventajas.

Cuando un cultivador lo hace en interior, puede controlar factores ambientales como la temperatura y la humedad con mayor facilidad. Con el control puesto sobre estas variables, es más fácil para el cultivador incrementar de forma significativa el pesos de sus plantas.

En contraste, el cultivo en exterior permite a los cultivadores utilizar el poder del sol. Este factor puede tener un impacto significativo en los rendimientos de las cosechas. No obstante, los cultivos al aire libre son vulnerables a factores como los cambios climáticos, las variaciones en las temperaturas, las precipitaciones y los ataques de pestes. Todos estas situaciones pueden afectar de una manera negativa y de forma significativa el rendimiento de tus plantas.

Medio de cultivo

Cuántos gramos de hierba puedes sacar a una planta de marihuana

El medio de cultivo también puede cambiar la cantidad de cannabis que una planta producirá. Existen dos tipos de medios de cultivo: sustrato e hidropónico. Cultivar en sustrato prácticamente se explica por sí mismo: cada planta crece dentro de la una mezcla entre tierra y otros elementos. En medio hidropónico, las plantas se ubican en medios acuosos para su crecimiento. Los siguientes son algunos factores por considerar:

  • Sustrato
    • Ofrece mayor facilidad para enraizar a la planta, lo que reduce el riesgo de inconvenientes.
    • Comparado al medio hidropónico, sus rendimientos son inferiores.
  • Hidropónico
    • Es más exigente que cultivar en sustrato, y no da espacio para cometer errores. Además, es mucho más susceptible a cambio de temperatura, pH y TDS.
    • Se obtienen rendimientos más altos – los medios hidropónicos pueden incrementar los rendimientos en un 20%.
Aprende a hacer un cultivo hidropónicoLEER

El nitrógeno es una de las bases principales de la alimentación de todas las plantas. En las primeras etapas de una planta, es importante para el estiramiento de los tallos. El potasio y el fósforo también son importantes, especialmente en las fases tardías de la marihuana. Estos nutrientes pueden determinar cuántos cogollos se podrán conseguir de una planta, su tamaño, su peso y su densidad. Entender la manera en que estos nutrientes afectan el crecimiento de la planta es esencial para cualquier cultivador de cannabis.

Escogiendo los nutrientes correctos

Una de las formas más obvias de afectar la producción de una planta es aprendiendo a escoger los nutrientes. Hay tres macronutrientes que cualquier planta de cannabis requiere: nitrógeno, fósforo y potasio.

Seleccionando el mejor tipo de iluminación

 los factores que afectan tus rendimientos

La iluminación es un factor crucial que puede tener grandes impactos en el peso de una planta de marihuana. Algunos factores como el voltaje y el tipo de luz pueden hacer al mismo tipo de planta crecer en formas muy diferentes.

Usar diferentes tipo de luz puede afectar el rendimiento de tus cultivos. Por ejemplo, las luces LED, unas de las más populares en estos días, producen cerca de 0,5 gramos por vatio de poder. En contraste, las lámparas de sodio (HPS), las más comunes dentro de la industrial profesional de cultivadores, pueden producir hasta 1 gramo por vatio. Por eso, bajo las mejores condiciones, un cultivador experimentado puede esperar que una inversión de 1000 vatios de luz HPS le produzca hasta 1000 gramos. No obstante, si el presupuesto no te alcanza para comprar un gran set de lámparas, no te preocupes: no siempre es necesario adquirir una cantidad elevada de bombillas HPS para conseguir unos rendimientos decentes.

Número de plantas

Cuando un cultivador está intentando maximizar sus rendimientos, más plantas no necesariamente significa mejor. Al principio puede parecer contradictorio; sin embargo, cultivar muchas plantas en un espacio pequeño puede ocasionar un descenso en la ventilación, menos penetración de luz a través al dosel y un incremento en la humedad. Como resultado, estos problemas pueden llevar a muchísimas situaciones que reducirán el rendimiento de las plantas. Por ejemplo, un nivel alto de humedad alienta el desarrollo de pestes peligrosas, enfermedades y hongos, que pueden arruinar completamente los niveles de producción. Por esta razón, cultivar cuatro plantas bajo un sistema de luces HPS de 600 vatios puede, en la mayoría de las veces, producir más que lo que producen 16 plantas bajo el mismo tipo de luz.

Saber escoger las genéticas

La cepa de una planta de marihuana también tiene un impacto sobre los rendimiento generales de tus cosechas. A pesar de que hay muchísimas variedades individuales de cannabis, son pocas las diferencias que abarcan a cada una de estas categorías. Entre ellas están:

  • Variedades fotoperiódicas: este tipo de plantas suelen crecer más altas y ser más productivas que las autoflorecientes. Su cultivo requiere de un cambio en las horas de luz de 18 a 12 para inducir la floración. Esta variación simula la diferencia natural entre las horas del día del verano y del otoño.

  • Autoflorecientes: estas variedades no requieren de cambios en el ciclo de luz para florecer. Generalmente, las autoflorecientes crecen más rápido que las fotoperiódicas, pero sus resultados son inferiores. Otra ventaja es que permiten obtener más cosechas en menos tiempo.

Adicionalmente, cada variedad de cannabis tiene una o dos linajes: índica o sativa. Generalmente, las índicas suelen ser más pequeñas y menos productivas que las sativas; las sativas son más altas y producen mayores rendimientos, pero demoran más en completar su ciclo completo de vida.

>la producción de cannabisLEER

Control climático

Otras de las variables que más se suelen pasar por alto al momento de determinar que tanto puede producir una planta son la ventilación, la temperatura del ambiente y la humedad. Primero, la temperatura y la humedad alientan a la planta a crecer más alta y grande. Esto, en respuesta, tendrá un efecto positivo sobre los rendimientos. Adicionalmente, cada variedad individual de cannabis tiene una temperatura y humedad preferida. Si un cultivador configura las mejores condiciones de crecimiento para su cultivo, el resultado será plantas mucho más productivas y, por ende, más cogollos por disfrutar.

Las habilidades del cultivador

Las habilidades personales de un cultivador también tendrán un papel importante en los resultados totales del cultivo. Un cultivador experimentado con suficiente experiencia podrá identificar problemas mucho antes de que se conviertan en amenazas para su jardín. Otros inconvenientes como los ataques de pestes y las deficiencias nutricionales pueden tener un impacto negativo en la salud y los rendimientos de un cultivo. Este es uno de los factores por tener en cuenta cuando un cultivador busca maximizar sus rendimientos. La única forma de que un cultivador mejore sus habilidades es a través del tiempo, la dedicación y la práctica.

Las técnicas más efectivas de entrenamiento

Existe una variedad extensa de técnicas de entrenamiento, avanzadas y para principiantes, que pueden ser aplicadas a las plantas de cannabis en búsqueda de incrementar las recompensas y llevar los rendimientos totales a la mayor cantidad posible. Dedicar un poco de tiempo a la práctica de LST (entrenamiento de bajo estrés) puede ser una de las inversiones más rentables para un cultivador. Estos métodos consisten en asegurar un dosel nivelado en donde la distribución de luz entre las ramas altas y bajas es equitativa, este efecto produce que todos los cogollos crezcan grandes y densos. Hay otras técnicas como el ScrOG, el SoG y la defoliación, que también pueden impactar de manera positiva los resultados del cultivo.

Esta gráfica compara información reportada por varios cultivadores que han usado distintas condiciones ambientales y técnicas de crecimiento sobre la misma variedad. Observa la forma en que distintas variables pueden afectar los rendimientos.

Cultivando en interiores vs. exteriores

Las técnicas más efectivas de entrenamiento

Cannabis seco o mojado, ¿cuál es la diferencia?

Aún después de haber cortado tus plantas de cannabis, todavía puedes afectar su rendimiento. La forma en que un cultivador seca y cura su marihuana puede ser tan importante como las técnicas de cultivo que utilice. Cuando un cultivador seca su marihuana, debe controlar de forma estricta las condiciones climáticas. Este proceso se debe hacer de forma lenta, dentro de una habitación sin luces y con temperatura de 18°C. Si el cultivador aplica bien las técnicas de secado y curado, el peso en seco de su marihuana alcanzara meramente un 20 o 25% del peso sin secar.

¿Es posible alcanzar los rendimiento máximos de una variedad?

Si el cultivador tiene su meta enfocada en maximizar la producción, puede esperar resultados de producción de más de 1 gramo por vatio de luz. Para conseguir tal precisión, muchos cultivadores mantienen un diario con las medidas de los factores anteriormente mencionados. Esta tarea tan importante es muchas veces olvidada, sin embargo, es crucial para el éxito. Sin un diario, el cultivador esencialmente estará adivinando lo que tiene que hacer todos los días, mientras que enfoque mucho más sistemático le permitirá alcanzar los máximos rendimiento posibles. Así mismo, esta metodología le permitirá aumentar sus conocimientos y su práctica en el largo plazo.

No existe una forma sencilla de saber cuántos cogollos podrás obtener de una planta de marihuana. Todas estas variables pueden tener muchos efectos distintos en el desarrollo de la planta. Sin embargo, si aprendes a controlar cada uno de estos factores, como lo son el medio de crecimiento, los nutrientes, la luz, el número de plantas, las genéticas, las condiciones y las técnicas de entrenamiento, podrás maximizar los rendimientos de forma efectiva. Además, manteniendo un control con tu diario, podrás reconocer como se ven afectados tus rendimientos por cada uno de estos factores, y también aprenderás rápidamente el nivel de importancia de cada variable. No te preocupes que, con mucha diligencia, trabajo y práctica, emprenderás el camino para conseguir el tan codiciado gramo de cannabis por vatio de luz invertido, en menos de lo que canta un gallo.

Herbies Head Shop rechaza expresamente el uso, producción o suministro de sustancias ilegales. Para obtener más información, consulta nuestro Aviso Legal.

Comentarios:
0
evanvaughan
Para cualquier novato que intente producir más, pruebe la cepa Big Bud. Empecé con eso yo mismo.
Responder

0
Herbies
¡Gracias por compartir tu experiencia, Evan!
Responder
0
Li
/ muy buen articulo /
Responder
0
Herbies
Hola Li, nos alegra saber que este artículo te resulta útil.
Responder
1
thomas
Calidad sobre cantidad cualquier día de la semana. Realmente me gusta la parte en la que se necesita tiempo para marcar las cosas. Estás en lo correcto. Muchos cultivadores por primera vez establecen expectativas demasiado altas. Solo busca un buen cultivo limpio y aprende todo lo que puedas. Aplique sus nuevos conocimientos la próxima vez y cada vez después de eso. No es necesario preguntar cuánto produce realmente una planta.
Responder
0
Mm789
Siempre digo que se esperan 30-40g si se hace razonablemente bien en el primer cultivo como una escala de aficionado. Siempre espere menos y cuando aparezcan más es como una pequeña bonificación jaja. carga más cuando comienza la experiencia
Responder
Añadir nuevo comentario